Cloud Nothings – Attack On Memory (2012)

por Manel Mourning

Es demasiado obvio como para entrar en discusiones que el cambio de rumbo que Dylan Baldi le ha dado a Cloud Nothings no tiene absolutamente nada que ver con Steve Albini. Más bien deberíamos decir que el efecto de causalidad ha sido, precisamente, en sentido contrario, con lo que Baldi ha decidido utilizar al mítico productor para acentuar ese giro a sonidos más cruentos que habían tomado las canciones del nuevo disco, sabiendo que Albini es especialista en sacar a la luz el dolor que la música lleva dentro y dotar a sus producciones de una rabia, una angustia y una exasperación únicas. No se puede negar, por otra parte, que el disco se alimenta de influencias muy cercanas al sonido propio de Albini y al de bandas que se caracterizan por haber trabajado con él durante la década de los noventa, como Slint y su Tweez. ¿A qué recuerdan las primeras canciones de Attack On Memory? A muchísimas cosas, desde luego, pero a nada que Cloud Nothings haya editado anteriormente. El pasado de Cloud Nothings siempre se ha acercado mucho más al Power Pop que a todo esto de lo que estamos hablando, utilizando fórmulas propias de clásicos como los Parasites y reciclándolas para dotarlas de vigencia, como bien han hecho mis amados Marked Men. Aunque es complicado hablar de madurez artística y renovación cuando solo se tiene 20 años, el líder de Cloud Nothings se ha armado con una banda de músicos excepcionales, ha escrito nuevas canciones que exploran terrenos a los que antes no se hubiera atrevido ni a entrar y le ha dado un giro de 180 grados a una banda que estaba condenada a seguir en la segunda fila de jóvenes promesas por toda la eternidad. Las primeras impresiones, que en este caso parecen ser las correctas, despejan la incógnita de la progresión de un artista a la que la juventud le hizo una mala jugada y no le permitía crear una música con demasiada profundidad, dejándola anclada en alegres melodías, sonidos fáciles y poco más. Retrocedamos un año y comparemos el corte que abría su anterior disco, Understand At All, con No Future/No Past. A eso precisamente me refiero. Parece que Baldi haya madurado y le haya visto las orejas al lobo. El positivismo anterior se pierde y en Attack On Memory aparece por primera vez la desazón, el desasosiego y la pesadumbre, que pasados por el filtro de Electrical Audio convierten a Cloud Nothings en algo nuevo que tiene muchísimas cosas interesantes que decir, aunque no todas agradables. Tristeza, turbación y sobretodo muchísima más rabia enfocada a varios niveles, como en la explosión vocal de la primera canción o en el caos sonoro de Wasted Days y sus 9 minutos de duración, algo totalmente insólito. Después de demostrarnos que sí, que ha cambiado y se ha hecho mayor, Baldi vuelve a lo suyo con dos canciones que se podrían clasificar perfectamente como hits, Fall In y Stay Useless, y que probablemente a Steve no le hicieran demasiada gracia. La frescura y el desparpajo adolescente vuelven y nos levantan del sillón donde nos dejaron adormilados las anteriores canciones. Vuelven los 90, pero esta vez los más amables. La pesadez y la densidad de Shellac o Unwound quedan atrás y aparecen los joviales Pavement y los más alegres Dinosaur Jr , con esos arpegios esperanzadores, que sacados de la mente de un postadolescente actual tienen un júbilo y un alborozo propio y despreocupado con canciones que difícilmente superan los tres minutos. Todo eso aderezado y acicalado con la potencia y el cuerpo de los Cloud Nothings de siempre, tan cercanos al Power Pop y al Punk Rock más convencional como hemos dicho antes.

Con Attack On Memory, Dylan Baldi sube un nuevo escalón musical y nos obliga a depositar nuevas esperanzas en él para un futuro muy cercano, dejando el listón un poquito más alto pero no tanto como para que no vuelva a superarlo en los próximos intentos. Exactamente igual a lo que acostumbraba a hacer el gran Sergei Bubka.

Cloud Nothings – Attack On Memory

Anuncios

2 comentarios to “Cloud Nothings – Attack On Memory (2012)”

  1. Todavía no me puedo creer que esto sea el mismo grupo que vino por el primavera club, recuerdo de irnos a la segunda canción. Qué bueno.

  2. Yo nunca los he visto en directo, pero tengo muchísimas ganas. Aunque será difícil verlos en una sala.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: