Black Devil Disco Club – Eight Oh Eight (2008)

por Álvaro Mortem

LCD69-Packshot_CMYK_1000x1000Aunque todo arte es la representación de la realidad humana, ya que cuando una canción nos emociona es porque sentimos que nos está hablando a nosotros directamente, esto no significa en absoluta que su leit motiv esencial deba ser la realidad; lo real es algo tan cercano a lo humano como los sentimientos o lo imaginario, pues el mundo donde habitamos se compone de la suma de todos estos elementos disimiles. El dúo Black Devil Disco Club comprendió esto de inmediato cuando, en vez de decidir asumir las formas comunes del género disco, ya con señales de agotamiento al final de los 70’s, decidieron girar su mirada hacia donde sólo futuramente mirarían los pioneros del funk más trasnochado: hacia las estrellas. Si nuestra mente está viajando a millones de kilómetros por el espacio, ¿quienes somos nosotros para no evocar tal experiencia en todos aquellos aburridos de nuestro planeta?

Black Devil fue un grupo que decidió llevar al género disco hasta un nuevo canon asumiendo una estética espacial, invadiendo así los estilos más cercanos al italo disco y, ¿por qué no? Formulando a su vez una suerte de proto-house. Todo esto no tiene su origen en la década pasada sino que, contra todo pronóstico, Disco Club fue originalmente un EP que salió a la venta en el año 78, época en la que prácticamente nadie entendió el trabajo, hasta su rescate en 2004 por el sello Rephlex, con el músico/archivista/esquizonauta Richard D. James a la cabeza. Esto auspició la vuelta de Black Devil a la palestra pero, ya por fin, como Black Devil Disco Club. Ahora bien, es lógico comprender por qué a finales de los 70’s no se encontrara con el gusto del común de los consumidores: siendo una música experimental que toma como base el disco añadiendo arreglos propios de la música concreta —no obstante Gwen Jamois, mitad no fundadora del grupo, es experto en música concreta—, añadiendo con un gusto exquisito arreglos más cercanos a un synthpop de aires contemporáneos, en los 80’s debió haber sonado como algo tan absolutamente marciano como aquellos ambientes espaciales que pretendían recrear. Carne de melómano desquiciado, y por ello perdido en la polvorienta biblioteca de los vinilos perdidos durante casi treinta años.

No nos engañemos, Black Devil Disco Club siguen siendo una marcianada desquiciada que sólo será plato de gusto de una corriente subterránea de público exquisito capaz de disfrutar de un leve aire familiar del cual está dotado por su estatus de música disco completamente pasada de vueltas. Pretender que hoy tenga más sentido que ayer, que alguien más allá de los archivistas musicales vayan a entenderlo y disfrutarlo, es una utopía. Pero no seamos pesimistas, la gran revelación de nuestro tiempo ha sido permitir que lo que antes era carne de cuatro gatos que ni siquiera podían comunicarse entre sí, ahora pueda ser lanzado para casi la totalidad de la humanidad, incluidos esos entrañables fanáticos de géneros muertos —entre los cuales me encuentro, pues nada es más esplendoroso que encontrar referencias ígnotas de grupos disco ya olvidados— que pueden extender su palabra no sólo entre sus iguales, sino ante aquellos que puedan ser receptivos a llegar a serlos. Éste es un disco de un melómano para melómanos, y está bien que así sea; ningún hipster podrá argüir ironía alguna al respecto del disco, ningún sentido espurio para justificarlo como objeto de moda: Black Devil Disco Club es, en un sentido profundo, puro disco, un ejercicio preciosista hecho por y para los sujetos que vivimos en la Tierra pero, a menudo, nos gusta visitar la vastedad infinidad de posibilidades de la nada especial.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: