The Cavalcade – Meet You In The Rain (2009)

por Álvaro Mortem

The Cavalcade - Meet You In The Rain

A pesar de que la lógica nos dicta que rescatar géneros con un tiempo y una localización muy específica no es muy buena idea, en la música suele tener unas repercusiones notorias desde eso que llamamos hauntology se impuso como realidad del presente — sea o no rentable rescatar géneros supuestamente muertos, parece hoy sólo posible aprehender la originalidad a través del paso constante por el archivo. Quizás por ello la resurrección de los 80’s a través de un tímido indie pop guitarrero de The Cavalcades podría ser clasificado como un embate sónico entre Felt y The Smiths; aunque sea un grupo joven, y de jóvenes, parece como sí hubieramos viajado en el tiempo hasta hace tres décadas al escuchar sus canciones.

Este EP —y hablamos de él sólo en tanto su primer disco demostró que fueron flor de un día marchita incluso antes de nacer— no deja de recordarnos de forma constante a ese estilo de indie pop agridulce cultivado por grupos patrios como Parade o Astrud, aun cuando sus raíces son puramente anglosajonas. El pop que desarrollan en éste trabajo es tranquilo y melancólico, triste en su felicidad amarga, como una tarde lluviosa en la ciudad; nada hay en el trabajo que no sea la estomagante aun cuando bella necesidad de retratar esa melancolía ochentera, ese escatológico pretender mantenerse estático en un tiempo pasado que no sólo ya no les pertenece, sino que partió hace mucho tiempo ya sin ellos. Aun con todo, el grupo consigue sintetizar exactamente como sentimos el espíritu de lo que debieron ser los 80’s a través de la mirada de unas personas que jamás vivieron los 80’s: el gran logro de The Cavalcade, al menos en éste EP, es conseguir sintetizar un sonido atemporal puro en tanto remite a un ideal perfecto de un tiempo que nunca vivieron.

Negar que The Cavalcade demuestran sus bondades más que sobradamente en este muy agradable EP sería deshonroso incluso cuando no dejan de ser una fantasía de una adormilada noche de verano. Cada una de las canciones esta bien pulida, cuidada en extremo, y se ha intentado buscar en todas ellas un aire distintivo respetando el sonido común a esa idealidad de los 80’s que construyen; aun cuando fueron flor de un día, apenas sí un bostezo de esa fantasía, el interés que puede suscitar este trabajo es radical en todos aquellos que buscan la engalonada fantasía de unos 80’s que no sólo fueron luces de neon rosa y música electrónica. Otra es que, por supuesto, los luces de neon rosa y la música electrónica encantadoramente retro hayan sido asumidos por músicos infinitamente más capaces que aquellos que quisieron ser los Dire Strait pop de su generación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: