Taiheiyou Belt – Umikko Now!③ (2007)

por Álvaro Mortem

Taiheiyou Belt – Umikko Now!③  (2007)No hay secretos o imposibles en la evolución de un grupo. Aunque nos gusta creer que las rupturas y los saltos más que excepción son condición natural al artista, ya que arrogamos en la necesidad del santo talento —talento sin el cual no se podrían alcanzar ciertas cotas, pero no por ello más propio del artista que el trabajo— algo llamado trabajo, en realidad no existe artista que no preconice hasta donde puede llegar en sucesivos trabajos en cada uno que nos entrega. Todo nuevo proyecto es una profecía auto-cumplida. Cualquier pretensión de hablar de giros radicales o cambios bruscos pasa, en exclusiva, por la incomprensión del que escucha; si hay evolución y no mera ruptura, siempre hay asideros anteriores a los cuales aferrarse.

No podemos hablar de ruptura al respecto de Umikko Now!③ porque, aunque el cambio resulta evidente —lo festivo queda de forma aparente aparcado y el tono grave de tintes tiernos adquiere protagonismo casi absoluto—, tampoco podemos decir que sea un cambio hacia lo desconocido. Su tono infantil, de dulce fantasía, permanece a flor de pie en cada canción en sus estructuras de marchas militares de patio de colegio o sus excesos de parque por la tarde; es acelerado, masivo, violento. Violento de un modo naïf, tosco, en esencia punk: no queda brutalidad soterrada tras él, sino que resulta más como resultado de medida provocación que de auténtico estallido revolucionario. O revolucionario como violencia civil, no como revolución. Es, entonces, la antítesis de lo comedido sin por ello recurrir al estallido como explosión: estallido, sí, como la risotada de un niño.

No es difícil seguir las corrientes subterráneas del segundo trabajo de Taiheiuou Belt, especialmente en lo que refiere al retorno hacia las formas más primitivas del visual-kei cruzado con un chiptune de tono más comedido, que además resultan coherente con el ambiente en la escena de la época. Eso no excluye la extrañeza. Resulta un giro rápido y extraño, con la misma vitalidad pero ahora haciendo más evidente su melancolía, hasta el punto de inundar el conjunto de esa sutil patina de completa diferencia, aunque no exista. Es por eso que Umikko Now!③ resulta sugestivo: mantiene la base de aquello que nos es familiar en Taiheiuou Belt, refuerzan (literalizando) su energía punk y no abandonan, sino que refinan, sus juegos infantiles en el proceso. O lo que es lo mismo, refinan aquello que ya nos mostraron aquella vez que se declararon ①.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: