30 Seconds To Mars – This Is War (2009)

por Mario Cotos Franck

30_Seconds_To_Mars-This_Is_War-FrontalPrimer prejuicio a superar: 30 Seconds To Mars no es la banda-capricho de Jared Leto, y éste no es un posterboy de dormitorio adolescente; Leto ha demostrado sobradamente su capacidad como vocalista, le pese a quien le pese. Deudores del emo-rock que tanto se celebra en USA, 30 Seconds To Mars consiguió encontrar su propio camino con este disco, escrito de forma cuasi religiosa con ayuda de los fans de la banda, quienes contribuyeron con sus impresiones e ideas. ¿Gimmick promocional o genuino respeto por sus seguidores? Poca duda cabe cuando uno escucha A Call To Arms, con su coro marcial y su mensaje entusiasta. Éste es un disco épico y ambicioso, el clásico producto de banda de estadio que sólo comprende la adoración o el menosprecio.

Pero que esto no lleve a engaño: This Is War tiene una importancia indiscutible en el contexto del rock contemporáneo. Su producción marca un punto y aparte, la electrónica no es aquí un mero aderezo estético, forma parte del discurso desde que lo cataliza, y su aparición no es puntual ni anecdótica, sino patente y constante, desde la primera hasta la última canción. Y pese a su contundente título, éste es un disco que rebosa amor y vitalidad, incluso en sus tramos más introspectivos y vulnerables. Es cierto que los textos se prestan a ser ridiculizados, que los conceptos que aborda podrían salir de boca de un joven desnortado y herido. Pero si uno supera el prejuicio antes señalado verá cómo Leto casa el angst adolescente con una sensibilidad honesta y madura. No es difícil apreciar la estructura lírica de las canciones, que parten de un canto rebelde y concluyen en algo parecido a una comunión. Este contraste está presente a lo largo de todo el disco, y los cantos esperanzados, los órganos eclesiásticos y los estallidos de épica guerrera se ocupan precisamente de conducir el mensaje.

Sin canciones de relleno ni experimentos insustanciales. This Is War va al grano, es una maravilla de la cohesión a varios niveles: compositivo, instrumental y tecnológico. No plantea nada que no contuvieran los dos primeros trabajos de Angels & Airwaves, pero constata la vía que aquellos abrieron, maridar los vestigios del emo 90’s con los pulsos cambiantes de los 2000. No es un trabajo de alquimia sino de ciencia, y cualquiera con un mínimo de interés por el arte de la producción musical sabrá apreciar la exquisitez de This Is War en ese aspecto. Un disco grande, que busca himnos, hambriento de redención, lleno de convicción y altas aspiraciones. Atributos que muchos querrán ver como defectos. Personalmente creo que hace falta mucho valor para atreverse a lanzarle al mundo algo tan honesto y explosivo en estos tiempos de mediocridad y tibieza. Incluso tiene el detalle de regalar algo tan denostado como es la esperanza, y lo hace sin pudor. La clave de todo está en el propio título. Llamadlo violencia pacífica, revolución tácita. Hasta cuando se va a terrenos melosos como los de Alibi está empleando toda la munición. Desde entonces que sólo puedo respetar a los hermanos Leto y al genio guitarrístico que es Tomo Miličević.

Unos héroes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: