Funeral Diner – The Swept Under (2005)

por Álvaro Mortem

Funeral Diner - The Swept Under (2005)Existe algo mágico, impredecible y extraño, en los orígenes de las personas. Aquel lugar donde empezamos, donde podemos considerar que se inició la magia alquímica que llamamos «personalidad» por vez primera, siempre contiene dentro de sí la semilla de toda posible derivación posterior de nuestro pensamiento; nadie es capaz de disociarse de sí mismo, incluso cuando todo «yo» es una multiplicidad infinita de posibles «yoes». Toda potencialidad que podemos explorar en el futuro ya se encuentra, en estado germinal, en nuestros primeros balbuceos. Eso no significa que estemos limitados por aquel punto en el cual devenimos individuos, sino que todo aquello que seremos lo fuimos desde nuestro más tierno comienzo. Incluso aquello que no conocíamos, o la posibilidad de volver al principio.

Es saludable saber mirar hacia el pasado para retomar otros caminos que en su momento consideramos superados. Abordar el comienzo como un gesto radical, como una singularidad que difiere de lo que hemos hecho sin dejar de ser connatural a nuestro discurso, es algo que Funeral Diner lograron con elegancia en The Swept Under. Publicado el mismo año que The Underdark —por ello con ecos de su profunda oscuridad, particularmente en el caso de For The Beasts—, en The Swept Under dejan de lado la mayor parte de su exploración más próxima a las tinieblas, el abrazo hacia ciertos elementos post-rock desde su vena más screamo, para componer un trabajo más próximo a las bases hardcore del grupo. Más adusto, más luminoso, más directo. Aquí no hay circunloquios eternos de opresivo descenso hacia los infiernos en canciones eternas desplegadas hasta el infinito, sino la contención brutal y directa de un screamo más próximo a los orígenes del género.

Volver al comienzo para descubrirse a sí mismos. Aunque es innegable que la obra maestra del grupo es The Underdark dada su hibridación imposible, el interés que puede suscitarnos un sencillo como el que nos ocupa es ver cómo una carrera se sintetiza de muchas maneras diferentes: es un puente de paso entre sus primeros trabajos y su último álbum, pero de algún modo se siente superpuesto entre ambos mundos al mismo tiempo. The Swept Under es pura extrañeza, retorno a las bases del género para dinamitarlas, como si haber llegado hasta la técnica más perfecta posible les hubiera servido para dar tres pasos atrás también, mirar con distancia, y convertirla en un pequeño manierismo que se puede escuchar como algo más simple de lo que es. O lo que es lo mismo, puro screamo de corte clásico destilado a través de la personalidad de su grupo contemporáneo más representativo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: