Taxidermias Concretas Vol.22

por Álvaro Arbonés

Álvaro Arbonés

LLLL – Faithful (2015)

Todavía es posible hacer buen house. Aunque el género parece estancado en su propia indulgencia, LLLL nos demuestra que la innovación es posible cuando el género se encama con el dream pop, el IDM à la Boards of Canada e incluso un ¿synth?pop rayano los ejercicios más eclécticos de Perfume o Capsule. ¿Que eso no quita para que al final flaquee en la forma de concretar un discurso propio? Pues no, pero las bases están ahí. La posibilidad de un house realmente contemporáneo.Y eso, hace no tanto, sonaba como un imposible.

Grouper – Dragging a Dead Deer Up a Hill (2007)

Podríamos concluir esta crítica poniendo simplemente *inserte aquí comentarios hiperbólicos sobre la belleza de un disco de dream pop que es la quintaesencia del género, ahora con extra de drones* y al terminar de escribir la frase darnos cuenta que no necesita nada más. Que ahí ya está todo lo que cabe decir (en breve) sobre un disco perfecto. Mágico. Irrepetible. Y de hecho, hemos decidido hacernos caso.

Xabier Cortés

Dark Matter Secret – Perfect World Creation (2017)

Que el tech death metal vive en un periodo fértil es algo no se nos escapa. Que este periodo fértil es capaz de dar auténticas joyas del género sin limitarse a ser un mero ejercicio masturbatorio técnico es algo que quizás no se alcanza a ver del todo. Dark Matter Secret se encierra en el puro ejercicio instrumental para construir un sonido que encuentra en el tech death su razón de ser, pero que no le hace ascos a abrazar melodías, giros y guiños que bien los podrían acercar al prog más furioso y desenfadado. Un trabajo este Perfect World Creation, que nos permite ver que incluso en ese nicho pajero ultra técnico el death metal encuentre su espacio para expandir sus propios límites. Chapeau!

Botanist – Collective: The Shape of He to Come (2017)

Que el black metal es capaz de asimilar diferentes acercamientos es algo de lo que ya nadie debería sorprenderse. Botanist convierte el black metal en algo suyo canalizándolo a través de un sonido refinado que es capaz de conquistarnos con el uso de voces alejadas del espectro black metal, guitarras más propias del drone ambient hipnótico y una capacidad para generar una atmósfera que navega sin complejos entre lo oscuro y lo luminoso sin por ello perder una mínima esencia de su núcleo blackmetalero. Porque así es la vanguardia y así se resuelve la experimentación, Botanist y este Collective: The Shape of He to Come consiguen alcanzar cotas que ni siquiera imaginaban en sus anteriores lanzamientos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: