Taxidermias Concretas Vol.35

por Xabier Cortés

Álvaro Arbonés

Denki Groove – Man Human (2018)

Denki Groove nunca han desaparecido. No en Japón. Y si bien durante la primera mitad de los 00’s fueron el referente generacional del techno junto con Ken Ishii, parecieron caer en el olvido por alguna extraña carambola del destino. Hasta ahora. Pues su aportación a la serie del momento, Devilman: crybaby, no podría ser más espectacular: Man Human, un tema techno de estructura melódica muy marcada y un énfasis particular en las repeticiones y el sonido retro, y Konyadake, una canción romántica que empieza como una balada relativamente clásica para acabar como una pieza de electrónica de vanguardia aun respetando su línea melódica y vocal. Es decir, diez años después, Denki Groove siguen siendo Denki Groove. Algo que nos hace inmensamente felices.

tuLaLa – Aqua (2017)

A veces sólo hace falta una canción. Aqua construye una atmósfera sutil, entre las claves del post-rock clásico y el dream pop más actual, introduce ciertos arreglos electrónicos ya obligatorios para cualquier músico contemporáneo y cierra con un crescendo, con violines incluidos, que resultara familiar (y glorioso) para cualquiera familiarizado con la música japonesa actual influenciada por el post-hardcore. tuLaLa sólo han necesitado eso para fascinarnos. Una canción. A veces eso es suficiente para que esperemos con ansia más noticias de un artista.

Xabier Cortés

Venom Prison – Animus (2016)

Al patriarcado fuego. Y si lo hacemos mientras suena death metal violento, de guitarra gorda y mala hostia para exportar de Venom Prison pues mucho mejor. Porque no hay mejor forma para combatir la opresión y la injusticia que con los trallazos death metal old school que nos traen la voz de Larissa Stupar —a la que ese pasado hardcore en Wolf Dawn le da un matiz especial— y sus compañeros de banda. Animus son diez trallazos directos a la línea de flotación del sistema que soporta la opresión a través de sus privilegios. No hay momento para descanso en los apenas treinta y cinco minutos que dura el álbum porque, lo han adivinado, no hay descanso cuando se trata de luchar contra un sistema opresor y podrido.

Iamthemorning – Lighthouse (2016)

Desde Rusia con amor y una buena dosis de rock (acústico) progresivo «de cámara». Si algo se puede decir de Lighthouse —y de Iamthemorning en general— es que su música es preciosa-bonita-bella-maravillosa. Técnicamente impecable, con momentos más locos —no, no hay blastbeats, no se vayan a pensar—, momentos para el sosiego, pero todos ellos completando un trabajo preciosista y extremadamente bien ejecutado que recordará en los momentos más solemnes a ese ethereal-heavenly voices de Dark Sanctuary, pero más luminoso, sin parafernalia goth. Lighthouse supone la tercera incursión de este dúo salido del Conservatorio de San Petersburgo y demuestra, una vez más, que los caminos de la música progresiva —rock, metal, acústica o esta de cámara— son inescrutables.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: